• |
  • |

Umivale incorpora los últimos avances en rehabilitación: tecnología antigravedad y monitorización digital

Nuevo AlterG

La última tecnología en rehabilitación de lesiones en extremidades inferiores se llama tapiz Anti-Gravedad AlterG VIA y ha sido adquirida por la mutua Umivale. Tecnología patentada por la NASA que permite acelerar la recuperación de lesiones gracias a la fuerza levitatoria, que genera un entorno sin gravedad que reduce el peso corporal del paciente hasta un 80%.

“Al reducir el peso del usuario conseguimos que pacientes que requerirían de una marcha con ayuda de muletas puedan estar de pie e incluso introducir la reeducación de la marcha sin muletas en fases iniciales del periodo de rehabilitación, con unos parámetros de carga y velocidad adaptados a la fase de la patología y con los beneficios que esto conlleva tanto a nivel físico como psicológico del paciente. Con ello ayudamos al proceso de recuperación previniendo la atrofia por desuso, manteniendo un buen patrón de marcha y ayudando a un mejor control motor, entre otros beneficios”, ha destacado Vicente Pontes, responsable de fisioterapia de Umivale.

A dicha tecnología, con la que ya contaba la mutua Umivale, se añade la digitalización. “Ya contamos desde 2016 con la tecnología antigravedad orientada a la rehabilitación de nuestros pacientes, pero ahora hemos dado un paso más adquiriendo el último modelo AlterG que permite monitorizar digitalmente los avances en su recuperación y objetivar la calidad del patrón de marcha, evitando compensaciones en el patrón gracias a la visualización de los parámetros como la distribución de la carga o la longitud del paso entre ambos miembros inferiores, entre otros”, ha añadido Pontes.

Se trata de una cinta andadora que gracias al flujo de aire a presión en una bolsa estanco consigue la ingravidez en la parte inferior del cuerpo, piernas y caderas, sin que afecte a la parte superior. La cinta y todas sus funciones se controlan desde una pantalla táctil donde se calcula el peso del usuario para regular las variaciones en la gravedad, inclinación, velocidad, así como la duración del ejercicio, las calorías consumidas, el ritmo, la distancia y la frecuencia cardíaca.

El tapiz muestra además la simetría en el apoyo del peso corporal para analizar en qué pierna se carga más el peso, la cadencia de la marcha, la simetría en el tiempo de apoyo y en la longitud del paso. “Con toda esta información el sistema emite un informe que nos llega vía wifi o usb a nuestro sistema informático para poder recapitular en todo momento la evolución del paciente y los parámetros utilizados en cada programa del AlterG, para seguir una evolución del tratamiento y poder aumentar la carga de forma progresiva, controlada y adaptada dependiendo de la fase de la patología”.

Dispone además de un sistema de vídeo dentro del tapiz para reproducir en tiempo real el ejercicio en la pantalla táctil y ayudar así a conseguir un biofeedback directo con el paciente, permitiendo la visualización de su marcha y ayudando a las correcciones oportunas por parte del paciente con la ayuda del/la fisioterapeuta.

Por último la cinta da la opción de registrar la sensación de dolor que está experimentando el paciente para ir adaptando el programa al estado funcional del paciente y adecuar así el tratamiento con el AlterG.

El tapiz Anti-Gravedad AlterG VIA ya está a pleno rendimiento en el gimnasio de la clínica de Umivale en Quart de Poblet, y el modelo anterior de AlterG en el gimnasio de Umivale Alicante, que nos han posibilitado realizar este tipo de tratamiento a un total de 140 pacientes hasta la fecha.

 

22/09/2020


También te puede interesar